En horas de la noche del jueves, tropas del Batallón de Operaciones Terrestres N.° 8, que se encontraban desarrollando operaciones militares en zona rural de la vereda Caño Seco, corregimiento de San Pablo, recibieron una descarga eléctrica en medio de una tormenta, la cual afectó a un equipo de combate.

El fenómeno natural, causó la muerte del soldado profesional Almeida López Wilmar, y dejó heridos a cuatro soldados más, que de forma inmediata fueron atendidos por enfermeros de combate, y a esta hora reciben atención en un centro médico de la ciudad de Cúcuta.

Enviamos un saludo de condolencias y
acompañamiento a los familiares y amigos de nuestro valeroso héroe fallecido, resaltando su sacrificio por el cumplimiento del deber constitucional, por la seguridad y defensa de la nación y la región del Catatumbo.